La innovación educativa es el pilar fundamental para el avance de la sociedad. Es la base, los cimientos a partir de los cuales se puede empezar a construir encima. Del mismo modo que no se puede empezar una casa por el tejado, no se puede adquirir conocimientos sin revisar la pieza fundamental: el método.  La tecnología al alcance de los docentes en los diferentes centros escolares del país puede ser un medio técnico muy adecuado, pero no es un método de enseñanza.

Divertirse en el aula -o fuera de ella- no está reñido con aprender. Aplicar una dinámica de grupo o salir al patio a realizar una actividad es doblemente educativo. Por un lado, fijamos una serie de normas que tienen que cumplir, de modo que, en la mayoría de los casos deberán de colaborar entre sí, tendrán que aplicar diferentes conocimientos adquiridos en las materias de forma convergente, afianzándose en grado sumo.

Gamificación

Superar niveles de dificultad es superar también niveles de confianza en uno mismo, ganar seguridad. Tomar decisiones, ser creativo.  Los grandes problemas requieren soluciones realmente creativas. Someter al alumno a determinadas situaciones en las que tenga que adoptar un rol concreto va mucho más allá del juego. Le prepara para la vida. Por ello, crear situaciones que rompan con la rutina son especialmente positivas para el alumno. El hieratismo del aula y las clases teóricas terminan produciendo fatiga y desinterés por parte del alumno. Hay que buscar nuevas fórmulas.

Los campamentos pueden ser una idea estupenda para que sus hijos aprendan a la vez que se divierten. La gamificación de las actividades que realizan convierten el aprendizaje de un idioma, de una técnica artística o culinaria, en un juego. También se puede aprender haciendo deporte, saliendo a correr o practicando senderismo. Hay tantas posibilidades como niños y niñas dispuestos a participar en ellas.

cuentos-infantiles-navidad

Campamento de Navidad

Desde Grupo MT, a través del proyecto 5D7, os proponemos el Campamento de Navidad, una actividad dirigida a los más pequeños. Su objetivo es que vivan esta época con ilusión y mucha diversión. Jugando, aprendiendo canciones y cuentos a través del espíritu solidario de la Navidad. Conociendo otras culturas, otras formas de vivir las Navidades en el mundo… Todo ello mientras aprenden inglés de una forma natural y divertida.

¿Dónde?

En tu colegio

Comparte...Share on Facebook22Tweet about this on TwitterShare on Google+1Pin on Pinterest1Share on LinkedIn0